Real Federación Española de Natación
06/14/2020 at 03:31
Head

CENTENARIO: Santiago Ulió, saltador español y benjamín con 14 años en los JJOO de París 1924

Debió ser todo un personaje… Había hasta caricaturas de él en la prensa de la época con ese flequillo prominente y una perfecta raya en el lado izquierdo de su morena cabeza.  Ahora, cualquier deportista con menos de 18 años que vaya a acudir a los Juegos causa sensación. Pues figúrense con solo 14, hace casi cien años, y con motivo de los JJOO de París en 1924, el benjamín de todos los atletas. En esta nuestra 22ª píldora digital, recordando ‘renglones ocultos’ de nuestra historia, les presentamos sin más dilación a D. Santiago Ulió Pascual (Barcelona, 31 de mayo de 1909), saltador olímpico español, un pionero de nuestra historia.

La prensa del momento ya vaticinaba una histórica representación española en los Juegos Olímpicos de París, los segundos ya como Federación Española de Natación Amateur (FENA) tras la aventura de Amberes 1920, donde no tuvimos representantes en Saltos de trampolín y palanca.

Así, las páginas de Aire Libre titulaban: “Santiago Ulió, el Benjamín de los atletas olímpicos españoles” bajo la pluma de D. Narciso Masferrer. El ‘Tiago’ de aquellos tiempos fue un auténtico adelantado a la historia en unos años en los que practicar ‘saltos ornamentales’ debió parecer toda una frivolidad/heroicidad, o ambas cosas.

En todo caso, la valiosísima información que nos rescata el gran historiador acuático Juan Antonio Sierra del Boletín de su CN Atlético (castellanizado en 1949) habla de un Santiago Ulió, formado en el Club Natació Athlètic que aprende a nadar a la edad de 4 añitos. A los 9, con la iniciación del CN Cataluña infantil -creado por su tío D. Antonio P. de Gay-, ya es un buen estilista que “desarrolla velocidades proporcionadas a su pequeña envergadura”.

UNA FIGURA EN CIERNES CON SOLO 11 AÑOS

Todos vieron en él una extraordinaria agilidad y una curiosa afición a las alturas. Quizás porque nadar de un lado para otro no le debió proporcionar la adrenalina suficiente, el caso es que decide tomar el camino de los saltos y a los 11 años queda demostrado lo acertado de su decisión, ya que un niño consigue vencer a saltadores de más experiencia y edad. De hecho, se convierte el segundo saltador más meritorio en España en 1921 tras la figura absoluta del momento, J. Fernández (CN Athlètic). El germen olímpico estaba plantado.

¿Qué tenía Ulió para provocar la admiración con solo 11 años? Al parecer, sus saltos eran “atrevidos, llenos de gracia y alegría infantil, además de ejecutados con una limpieza en muchos de ellos inigualada” (escuela china de manual, si se nos permite la comparativa actual). Ya en 1922, el pequeño Santi se destapa y gana el Campeonato de Cataluña a relevantes saltadores de más edad y condición como Tort, Lasplazas, Bohmuair… Esto ya iba más que en serio.

Pero todo se tuerce en 1923, un año antes de los Juegos Olímpicos. La fatalidad hace que Santiago Ulió sea mordido por un perro y la inactividad por causa del desafortunado suceso hace que no pueda participar en ningún campeonato de saltos, cuando para todos era el gran favorito tras lo demostrado en años anteriores. Una auténtica fatalidad porque en los Campeonatos de España en Gijón se vive una gran competición de saltos con las figuras de la época, los Tort, Ortiz, Capilla, Carbonero… aunque sin el más esperado e incluso favorito: el joven Ulió.

Pasa página en 1924. No quedaba otra. Entre sus estudios y la ilusión por una posible participación olímpica, navega en las primeras semanas del año. En este momento cobra especial importancia una figura llamada Christian Christensen, un formidable saltador danés que por aquel tiempo estuvo en Barcelona con una delegación de su país. Como buen estudiante, Santi absorbe los consejos de Christian, intensifica los entrenamientos, mejora su estilo, queda campeón de España y pasa circunstancialmente a las filas del CN Barcelona para competir en los JJOO (para regresar posteriormente a su club de origen). La máquina estaba engrasada.

SELECCIONADO PARA LOS JUEGOS OLÍMPICOS DE 1924

Y llega, de la forma más natural, la gran noticia. Santiago Ulió era seleccionado con solo 14 años para los Juegos Olímpicos de París 1924 junto a los también saltadores españoles Ortiz y Tort. La octava edición olímpica quedó admirada de ver al más joven de los atletas, un español que además era un consumado especialista en saltos, años en los que las torres eran de madera.

Tan joven era que el propio Ulió narró años más tarde a Juan Antonio Sierra para el Boletín del Club una anécdota que ilustra perfectamente su condición de benjamín olímpico. Lo contó el propio protagonista de forma esclarecedora:

“Fue en ocasión de las Olimpiadas de París. Fui allí siendo un ‘chaval’. El acceso al Estadio de los atletas se efectuaba por una puerta especial, por donde podías entrar enseñando una ‘chapa’ que, a efectos de distintivo, nos habían dado. Pues bien, una de las veces que quise entrar, se me acercó un gendarme de los que había de servicio en la citada puerta y, al tiempo que me quitaba la ‘chapa’, increpóme así poco más o menos:

-Où vas tu petit gamín? De quel athlete as-tu volé cette enseigne, parce que tu es trop jeune pour êlre comme lui? Va-t’en.

(-A dónde vas, niño? A qué atleta robaste esta identificación, porque eres demasiado joven para ser como él? Vete).

Yo no entendí casi nada de lo que me dijo, y él tampoco ninguno de los argumentos que yo esgrimí para convencerle, armándose un gran lío que se resolvió con la llegada de mis compañeros, que al fin convencieron al buen señor de que, aunque joven, yo era un atleta”.

El pequeño Santi tenía cara de ‘pillo’, señor gendarme, pero no tanto. El confundido era usted…

LOS SALTADORES ESPAÑOLES EN LOS JUEGOS DE PARÍS

Y llegó la tan esperada participación de los tres saltadores españoles en los Juegos Olímpicos de París 1924 -en los que se consagraron el atleta Paavo Nurmi y el nadador Johny ‘Tarzán’ Weissmüller-, compitiendo entre ellos en las eliminatorias. Antoni Tort y Santiago Ulió pertenecían al CN Barcelona, mientras que Francisco Ortiz Martín pertenecía al Bahía de Alicante. Todos ellos inscritos en palanca (actual plataforma) de 5 y 10 metros.

Ulió fue el ‘campeón español’ en París con su puesto 23º en las eliminatorias, mientras que Tort finalizó 26º y Ortiz 28º -fuente RFEN: Juan Antonio Sierra Puerto y Josep Bas Molina-, unos resultados acordes con el nivel de nuestro país, técnica y estructuralmente mucho menos desarrollado que potencias de la época como Estados Unidos, Suecia, Dinamarca… De hecho, los saltadores estadounidenses se llevaron cinco de las seis medallas en juego: Becker (oro y plata en 5 y 10 m), Smith, Riggin y Fletcher, junto al bronce en palanca del sueco Topel. 

Otra fuente documental, simplemente a modo de constancia, –‘España en los Juegos Olímpicos’ del investigador Antonio Alcoba-, cita dos clasificaciones de los españoles en París 1924 no coincidentes con nuestra versión oficial: Saltos de Palanca ordinarios 5 y 10 m: Ulió (3ª serie, 7º: 102 puntos. Final 39º), De Tort (2ª serie, 8º: 90 puntos, Final 40º) y Ortiz (1ª serie, 9º: 117 puntos. Final 45º). Y Saltos de Palanca variados 5 y 10 m: Ulió (1ª serie, 7º: 204,8 puntos. Final 35º) y De Tort (2ª serie, no participó en 10 m).

A su vuelta de París, Santiago Ulió es reconocido por la Confederación Deportiva de Cataluña con la Copa Gibbs W. Sherrill (donada por el general americano) al mejor deportista joven catalán que más se distinguiera por su sacrificio y obra meritoria en el deporte. Ulió siguió dominando los saltos españoles unos años más, pero la llama se fue apagando con el paso del tiempo -más centrado en sus estudios- y ya no volveríamos a contar con saltadores olímpicos hasta… ¡Munich 72!

Santiago Ulió Pascual pudo rememorar en vida los resultados de Head y Núñez en los setenta, e incluso las andanzas y gran final olímpica de Ricardo Camacho en Moscú 80 antes de fallecer el 3 de junio de 1981 a la edad de 72 años.

Gracias, D. Santiago, por tu epopéyico ejemplo deportivo.  

Autores:

Edición / Documentación:

Rodrigo Gil-Sabio / Manolo Escudero Cordón

Aportaciones a la pieza informativa: rodrigogilsabio@rfen.es

Fuentes documentales:

ALCOBA, Antonio. España en los Juegos Olímpicos / La aventura olímpica. Campomanes Libros. Madrid, 1992

BOLETÍN DEL CN ATLÉTICO (CN Athlètic) Entrevista de Juan A. Sierra Puerto a Santiago Ulió, 1948

COMITÉ OLÍMPICO ESPAÑOL: Santiago Ulió Pascual (Natación-Saltos)

MERCÉ VARELA, Andrés: De Olympia a Munich. Biblioteca Universal Planeta, 1972

MORERA, Joaquín: Historia de la Natación Española, págs. 26 y 27. Madrid, 1962

SIERRA PUERTO, Juan A. y BAS MOLINA, Josep: Participación de los Saltos en Juegos Olímpicos (París 1924), web oficial de la Real Federación Española de Natación.

Hemeroteca/web:

AIRE LIBRE. Santiago Ulió, el Benjamín de los atletas olímpicos españoles, 1924

HERALDO DEPORTIVO. Natación / Saltos. 15 de septiembre de 1923

LA JORNADA DEPORTIVA. Los Campeonatos de Cataluña, 1923


Foto de portada: Santiago Ulió a la edad de 32 años; Fotos de abajo: 1- Caricatura de Santiago Ulió; 2- Cartel de los JJOO de París 1924; 3- Antoni Tort (CNB), rival y compañero olímpico; 4- Una 'carpa' de Tort en 1923; 5- Capilla, otro rival de la época, haciendo un  'salto del ángel'; 6- Francisco Ortiz (Bahía Alicante), el tercer olímpico de 1924; y7- Carbonero, otro destacado saltador de principios de los años 20 / Aire Libre - Heraldo Deportivo.

0 Like · 0 Comments

Like

Your browser was unable to load all of our website's resources. This is probably due to a firewall, a proxy or one of your browser's addons or settings.

You can press Ctrl + F5 or Ctrl + Shift + R to force your browser to reload them. If this does not work, try using a different browser or contact your system administrator or ISP to solve this problem.
Sponsor Oficial
PREMAAT - Seguros y Ahorro Tejada's Forever
Sponsor Platino
Halcón Viajes Astralpool Astralpool
Sponsor Oro
TOPSEC Iberia Loterías y Apuestas del Estado - Con el Deporte Ayuntamiento Yamaguchi
Sponsor Técnico
Spedo Turbo Erreà
Institucionales
Consejo Superior de Deportes Asociación Deportes Olímpicos Comité Olímpico Español Universo Mujer ADESP Fédération Internationale de Natation Ligue Européenne de Natation
RSC
Asociación Española Contra el Cáncer Step By Water
Partners
Partners
Transporte Oficial
Partners
Línea Aérea Oficial
Iberia
Partners Salud del Deportista
Partners